17.7.07

¿Por qué, por qué, por qué, por qué, por qué…?

¿Por qué no hay una ley que obligue a las discográficas a sacar los cedés con el mismo color en el lomo que en la portada, para que sea más fácil encontrarlos?

¿Por qué un cortometraje se puede presentar a todos los festivales que se quiera, y un cuento no puede mandarse a más de un concurso a la vez?

¿Por qué existe la costumbre de escribir los títulos de cuentos entre comillas y los de canciones, en cursiva, cuando estas (al igual que aquellos) forman parte de una obra mayor con título escrito en cursiva?

¿Por qué durante el tiempo en que estuve inscrito en Laboris.net sólo me llegaban ofertas para trabajar como azafata de congresos?

¿Por qué el excelentísimo ayuntamiento de Barcelona se empeña en querer cobrarme una multa que ya pagué en su momento? ¿Y por qué el teléfono al que debo llamar para que me lo expliquen es de pago?

¿Por qué hay gente tan rematadamente sádica como para hacer un documento de Power Point donde las letras aparecen de una en una? ¿Y por qué hay gente tan rematadamente sádica como para reenviarlo?

¿Por qué después de tantos siglos de dedicarnos a destrozar el latín tienen que venir los anglófonos a decirnos que los medios se llaman media (mídia, en portugués)? ¿Y por qué les hacemos caso?

¿Por qué no hay un carné de redacción por puntos que reste siete de golpe a todo aquel que escriba: "Se ama o se odia, pero no deja indiferente"?

15 comentarios:

color lili dijo...

No tendriamos que aburirnos nunca en ese mundo tan absurdo.

persephone dijo...

¡Un carné de redacción por puntos! ¡Qué idea tan brillante! En cuanto empiece el curso les hago uno a mis alumnos.

ariadna dijo...

por dios, un carné de redacción por puntos! eso sí que sería efectivo! qué gran idea, al

al dijo...

O mejor: por puntos y comas.

Nata dijo...

Hablando de puntos, ¿por qué no vengarnos del Power Point ridiculizándolo con su traducción al castellano? Propongo que a partir de este momento las presentaciones se hagan en Punto Poder, y punto.

al dijo...

Yo lo llamaba Pobrepóin, pero Punto Poder me gusta.

Tres puntos, colega.

ariadna dijo...

yo le llamo punto poderoso, pero puestos a ridiculizar traduciendo nadie gana a "tienda de fotos"

Jordi M. Novas dijo...

a saber por qué..

al dijo...

Y Freehand, que aunque la traducción sería mano alzada, o similar, a mí me recuerda al manos libres del móvil.

Nata dijo...

¿Y qué me decís del Acróbata de Barro (o adobe)?

ariadna dijo...

el acróbata de barro es genial!!! y el corte final? no os parece una sucursal de grandes almacenes, sección sastrería???

al dijo...

El Corte Final, últimas oportunidades en prendas…, mejor paro, que creo que me está saliendo una cuña de Justo Molinero.

Por cierto, tu tienda de fotos también es de barro.

Y también está el lanzamiento de vainas (podcast).

ariadna dijo...

sin olvidar el diente azul (bluetooth)

al dijo...

Creo que la persona que da el visto bueno a estos nombres no tiene ni idea de inglés. Pero disimula.

al dijo...

"¿Bluetooth? ¿Como la canción de Frank Sinatra? Me gusta. Aprobado."